Pregón 2011

Francisca Muñoz realizó un sentido canto a nuestra Semana Santa, desde sus raíces malagueñas y sus vivencias como cofrade, desde hace más tres décadas, de la antigua hermandad del Nazareno.
Francisca Muñoz Hoyos emocionó anoche a los presentes en la proclamación del Pregón de la Semana Santa de Melilla 2011. La cofrade de la histórica hermandad de Nuestro Padre Jesús Nazareno y María Santísima de los Dolores se mostró como es ella misma, una mujer culta y sencilla a la vez que vive con intensidad el movimiento cofrade desde que era niña y especialmente el de Melilla, a través de la antigua Cofradía de Melilla la Vieja, desde que hace 34 años contrajera matrimonio con el melillense Marcelo Nogales, actual hermano mayor de la histórica Cofradía.
Francisca, malagueña de nacimiento, hizo de su pregón un canto a la ciudad que la ha acogido. “Con gran ilusión quiero hoy ofreceros mi corazón malagueño, que ha madurado en esta ciudad a golpes de aire de poniente, al calor de una cofradía bajo el amparo del Nazareno y rodeado de personas maravillosas que lo han hecho latir, vibrar y crecer de tal manera que hoy cabe en él todo el que se quiera alojar”.
Melilla, la ciudad que la cautivó con su cálida piedra y que la secuestró en su pasión por la Semana Santa malagueña, que ya no ha podido volver a vivir, más que a través de los reportajes de Canal Sur, desde que en el año 84, la Cofradía del Nazareno, recuperara sus procesiones y contribuyera junto al resto de hermandades melillenses a engrandecer la Semana Mayor de los cristianos melillenses.
Esa Semana Santa malacitana en la que Francisca Muñoz cultivó, de la mano de su madre, el gusto por las procesiones, su valor y su simbolismo. El mismo que recreó, a modo de relato costumbrista de toda una época ya perdida, en el barrio del Perchel, donde el tiempo de Cuaresma ya invitaba a que los corrillos en el patio de vecinos sirvieran de anticipación a la celebración del gran misterio de la pasión, muerte y resurrección de Cristo.

Paseo por la Semana Santa de Málaga

La pregonera nos llevó de paseo por la Semana Santa malagueña de hace mas de cuatro décadas. Por los devotos del Cristo Trinitario, del Cristo de Mena que en Málaga es el de La Legión, por los antiguos juegos infantiles con los que los niños se enamoraban de los pasos y los tronos, haciendo “de unas maderas viejas y unos clavos ‘torcíos’” un anticipo del moderno reciclaje que hoy tanto aplaudimos pero tan poco cultivamos. Nos sumergió en los sabores de Semana Santa, adobados de canela, torrijas y arroz con leche, en medio de la esplendorosa primavera que con su primera luna llena siempre marca el inicio de la conmemoración del milagro cristiano de la resurrección.
Francisca Muñoz, que tuvo como presentadora a la pregonera del año pasado, la hermana de la monjas de María Inmaculada, Sor Carmen García Rojas, tuvo especiales palabras de agradecimiento para ella y también para la Agrupación de Cofradías de Melilla, por su decisión de designarla pregonera de nuestra Semana Santa en el año que se celebra el 350 aniversario de la fundación de la antiquísima cofradía de ‘El Pueblo’.
Qué mejor escenario que el de la Parroquia de la Purísima Concepción, con la patrona de la ciudad presidiendo el hermoso acto que se encargó de embellecer aún más la Banda de Música de Melilla y en especial el músico y profesor del Conservatorio de Melilla José María Chamorro, que regaló para el acto una cuidada y bella composición musical al Nazareno.
El pregón, de unos 40 minutos de duración, fue seguido atentamente por una amplia representación de los hermanos mayores, juntas de gobierno, cofrades, feligreses de la parroquia de la Purísima Concepción, y melillenses en general.

Los pasos melillenses

Su tercera parte, destinada a recrear los distintos pasos de la Semana Santa de Melilla fue, a su vez, un ejercicio del simbolismo cristiano de las procesiones, de la representación en el Cristo ante Pilatos de las ataduras banales que consumen al hombre moderno; de la denuncia, a través del Cristo Humillado, de la estéril violencia que en su vertiente de género o especialmente contra las mujeres ejemplificó para la pregonera la tragedia del maltrato entre los seres humanos; de la figura divina de la madre en las Vírgenes dolorosas de los días de pasión y luto más extremos; y, por supuesto, del milagro de la Resurrección, que encierra la esencia de la fe cristiana y da sentido al por qué del valor del sacrificio desde la creencia en un mundo más justo y solidario.
Todo lo anterior sin pasar por alto los entresijos de una Semana Santa, la nuestra, que ha sabido reinventarse para sobrevivir sin dejar de ser fiel a sus principios y su razón de ser y que, como señaló la pregonera, supera año tras año no sin esfuerzo la falta de portadores. “Son los mismos casi para todos los pasos”, comentaba para ‘El Faro’ la pregonera horas antes de iniciar la lectura de un Pregón que ayer emocionó a cuantos tuvieron la suerte de escucharlo.
Nuestro periódico publicará íntegro su texto en nuestro suplemento especial de Semana Santa del próximo día 17 de abril, Domingo de Ramos.

La Cofradía, un camino para llegar a Cristo y vivir su palabra

Para la cofrade Francisca Muñoz Hoyos, la Cofradía es “un camino” que Dios le ha puesto, para cultivar la fe cristiana y atender sus mandatos en la sociedad actual: “una forma de vivir la palabra de Cristo”.
“Los cofrades –proclamó ayer Francisca Muñoz- somos cristianos comprometidos con nuestra Parroquia, intentando a veces que sigan en pie, cuidándolas y participando en cuantas actividades emprenden. Ayudamos y colaboramos con ella y con otras organizaciones, cristianas o no cristianas, y además hacemos el gran esfuerzo de llevar a nuestras benditas imágenes al pueblo de Melilla, realizar una catequesis en la calle para acercar a Dios y a su Madre a todas las almas; un gran esfuerzo con copas manos y menos recursos, pero ahí estamos, dando testimonio de la vida cristiana”.
“Pero lo más importante –añadió- es que tenemos que estar dispuestos para servir a los demás, darnos a nosotros mismos es lo más valioso que podemos ofrecer. Conocer más al Señor a través de la oración, vivir dando testimonio de su evangelio, hacerlo vida y entender que no es una cadena que nos ata sino que nos da la libertad y que Dios nunca nos va a pedir nada que no le podemos dar”.

A DESTACAR

Inicio: el saludo a Melilla y público asistente
En su hermoso y sencillo pregón, Francisca Muñoz comenzó con un saludo a los presentes pero también a Melilla, su ciudad de adopción
Simbolismo y rezo
En un rezo personal y repleto de referencias personales pero a la vez con valor colectivo, la pregonera ensalzó el simbolismo cristiano de la Semana Santa
Cofradías: su valor y su sentido
Francisca Muñoz también se detuvo en explicar cuál es el papel de las Cofradías, cuál su función y su valía como un camino a través del cual convertir el evangelio de Cristo en una forma de vivir

Detalles de Semana Santa
No faltaron en el pregón alusiones a los detalles que rodean los previos de las procesiones, a los problemas eternos por la falta de portadores y hombres de trono

Canto a la unidad para luchar contra la pobreza

La pregonera también realizó un canto a la unidad de las comunidades melillenses y los partidos políticos “para conseguir que todos los hogares que viven en nuestra ciudad en situación de pobreza, tuviesen sus necesidades cubiertas y pudieran vivir dignamente”. “Sería muy hermoso -dijo Francisca Muñoz Hoyos- aunar fuerzas por esa otra Melilla que sufre”.

Composición de Chamorro en honor del Cristo Nazareno

El acto tuvo un colofón de lujo, gracias a la composición del profesor del Conservatorio de Música de nuestra ciudad y miembro de la Banda Municipal, José María Chamorro, que en honor a nuestro Padre Jesús Nazareno ayer se estrenó al término de la lectura del Pregón de Semana Santa.

Verso y prosa en un canto único a la resurrección

Como es tradición la pregonera recreó la pasión y muerte de Cristo, centrándose en los distintos pasos que la reviven en Melilla. No obstante, puso el acento en el milagro de la Resurrección, del Cristo resucitado . “¿No lo habéis visto? -se preguntó en sus últimas palabras-. Si ha estado todo el pregón aquí a mi lado”.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s